El pasado mes de abril llegó al país la cuarta generación de los celulares premium de HuaweiCuando hablamos de un celular de gama alta, las cuestiones básicas están zanjadas. No se pone en duda, en líneas generales, la potencia o el poder de procesamiento del tope de gama de una fabricante. Es el caso del Huawei P9, un producto que no defrauda en ninguno de los aspectos indispensables de un celular: gran batería, procesamiento, imagen y diseño.

El P9 se comercializa en los colores Titanium Grey y Mystic Silver. El celular tiene bordes con corte de diamante ligeramente curvados y están construidos en aluminio de grado aeroespacial. Es un excelente dispositivo que cumplirá con creces las necesidades de los “usuarios más exigentes”. Juega en las grandes ligas y su fuerte es un precio un inferior al respecto de sus modelos inmediatamente competidores Samsung Galaxy S7, Sony XperiaX, LG G6 y iPhone 6S.

Cámara: la marca promociona el smartphone por su cámara Leica. Lo cierto es que, como dicen los amigos de Cultura Geek, la cámara está desarrollada en conjunto con la firma alemana. Tiene 12 megapíxeles, doble sensor y una apertura de f/2.2, aprovechando sus dos sensores que trabajan simultáneamente para mejorar la calidad y la profundidad de los colores. Cada uno de los sensores tienen la misma cantidad de megapíxeles pero uno es RGB, captura la toma de color y el otro monocromo, para tomar la misma foto en blanco y negro. La cámara, entonces, fue desarrollada y está certificada por Leica tanto los componentes del hardware como del software, pero es de Huawei. Tiene modo HDR y otros chiches, además de un flash dual-LED, con doble tono. A pesar de haberle prestado tanta atención a la cámara, no cuenta con estabilizador de imagen. El sensor delantero tiene 8 MP y el efecto belleza o “Perfect Selfie” sigue siendo bienvenido en este tipo de teléfonos. Además, lo incluye en videos frontales. Algo bueno, las lentes traseras están protegidas por Gorilla Glass 3.

Los videos también son muy logrados pero su máxima definición es Full HD, es decir, no filma en 4K.

El diseño del teléfono sigue siendo delicado, con materiales nobles. El lector de huellas digitales está ubicado en la parte trasera.

Pantalla: Tiene 5,2 pulgadas y 1080 por 1920 píxeles de resolución.

Procesador: El chip propietario es el Kirin 955, de ocho núcleos.

Almacenamiento: 32 GB de almacenamiento interno y 3GB de RAM.

Batería: 3000 mHa, que promete mucha duración. En la práctica, ronda las 9 horas de uso promedio y un poco menos si es intensivo.

Tamaño: 144 gramos y 7 milímetros de grosor.

Sistema Operativo: Se actualiza a Android 7.0 con la nueva capa de personalización propia de Huawei llamada EMUI 5.0.

Precio: 11.499 pesos.

Recordamos que la empresa, según el estudio presentado en el país “Smart Mobile Phones AR” de la consultora GfK en octubre del año pasado, se encuentra en el tercer puesto en ventas de teléfonos inteligentes en el país, la misma posición que ostenta en el total general de terminales a nivel local y global.